domingo, 30 de enero de 2011

Corrupción y excesivo retraso en la instalación del radar del aeropuerto

RECEPCION PROVISORIA DE LA OBRA SE DEBIO CONCRETAR EN NOVIEMBRE DEL AÑO PASADO

La obra de implementación del radar y de los equipos de comunicaciones para el aeropuerto internacional Silvio Pettirossi debió ser recibida este mes. Sin embargo, su ejecución no llega aún ni al 70%. Además, el recinto está convertido en una gran maleza y en una ratonera.
Abandonado luce el local donde se instalan los equipos que brindarán seguridad a la navegación aérea en nuestro país.

MARIANO ROQUE ALONSO (Cirilo Ibarra, corresponsal). Hace un año, el entonces titular de la Dirección Nacional de Aeronáutica Civil (Dinac), Ceferino Farías, informó al presidente de la República, Fernando Lugo, que el emprendimiento llamado radar tiene un costo superior a los 16 millones de dólares y que su instalación se completaría entre julio y agosto del 2010.

Posteriormente, a mediados de ese año, el mismo Farías, a punto de ser destituido, aseguró que en octubre se habilitaría el radar y precisó igualmente que la Dinac trabaja de cerca con algunos embajadores paraguayos para lograr que varias empresas del exterior operen comercialmente en nuestro país.

Es más, anunció que a fines de 2010 por lo menos 5 nuevas compañías aéreas realizarían vuelo a nuestro país, entre ellas Copa Airlines, una de las principales aerolíneas de Centroamérica, y que retornaría Iberia.

Nada de aquellas promesas se cumplió y la implementación del radar con todo el sistema de telecomunicaciones aeronáuticas se encuentra recién en un 70%, según se puede observar en la propiedad ocupada por la Dinac, en el barrio San Blas de esta ciudad. El predio se convirtió en una gran maleza, totalmente abandonado. Varios sectores son depósitos de chatarras y es una ratonera, según se quejaron los vecinos.

La instalación de este radar, encargada a la empresa española Indra Sistemas SA, se debió completar en este mes de enero. En una nota del 27 de octubre del 2009 el entonces presidente de la Dinac, Ceferino Farías, informó a la directora general de la Contraloría General de la República, Victoria Rivas Pavón, sobre las fechas de entrega de los trabajos, mencionando que la recepción provisoria se daría en noviembre del 2010 y la recepción definitiva, en enero del 2011. Hasta ahora no se hizo ni la primera recepción y, según se pudo constatar, falta todavía mucho por hacer.

Ni la torre para la colocación del radar se pudo completar, pese a que se utilizó la base del anterior equipo.
El pasado viernes, cerca del mediodía, tuvimos la intención de recorrer las instalaciones, ver la infraestructura y escuchar las versiones de los responsables de los trabajos. Pedimos hablar con Ramón Salinas Ruiz, gerente técnico de la Dinac, pero la persona que habló en su nombre dijo que “no está de ánimo” para hablar con la empresa.

Entonces, solicitamos al guardia permiso para captar algunas imágenes, pero luego de una consulta a Salinas Ruiz, este respondió que se debía contar con una autorización del departamento de Comunicación de la Dinac.

Sin embargo, teniendo en cuenta que el cerco perimetral del predio estaba caído y que se trata de una entidad pública, que está ocupando calles que nunca fueron desafectadas a favor de la Dinac, ingresamos al mismo.

Mientras tanto, el actual presidente de la Dinac, Nicanor Céspedes, pretende justificar los atrasos en las obras por la falta de cemento, pero según registros de la Industria Nacional del Cemento (INC), Consorcio Paraguayo (integrado por las empresa Intech y Proel Ingeniería) retira cemento normalmente de la industria cementera.

Corrupción

La corrupción se apoderó del proyecto de instalación de este radar, desde el proceso licitatorio, donde se detectaron irregularidades, generadas por incapacidad, desconocimiento, gestión deficiente, desvío de recursos, etc.

30 de Enero de 2011 00:00

Fuente: www.abc.com.py

Compartir

No hay comentarios:

Publicar un comentario